Review Sony Xperia XZ1: Clásico pero con grandes prestaciones

Gracias a los amigos de Sony hemos probado por algún tiempo el Xperia XZ1, un equipo que puede que no sorprenda por su diseño, pero si por su fiabilidad y prestaciones. Todo lo que tienes que saber sobre este equipo te lo contamos en el siguiente review.

Diseño

Como ya viene siendo costumbre en el fabricante nipón, este nuevo smartphone de Sony no innova en materia de diseño, entonces nos encontramos con un dispositivo rectangular, con una pantalla con clásica de los teléfonos de Sony y sin novedades mayores.

Cuenta con altavoces frontales y como ya es una característica el logo en la parte superior junto a la cámara, siempre con una simetría horizontal a la que ya nos tiene acostumbrados es fabricante y que para los fanáticos de la marca resulta cómodo que no exista innovación en materia de diseño.

La pantalla de este teléfono apenas ocupa poco más del 68% de la parte frontal, lo que si debemos decir y que desataca en este dispositivo es que sus acabados son muy buenos, de metal que no se resbala al sostenerlo en la mano, integrando el logo y bandas que aportan elegancia en la parte trasera.

Xperia XZ1

Se aprecia y se siente de forma muy discreta una saliente que corresponde a la cámara, pero insistimos en que no molesta para nada, como suele suceder en otros dispositivos que podemos encontrar en el mercado, donde la saliente de la cámara es tan prominente que se transforma en una dificultad, en el caso del Experia XZ1 eso no sucede, como diríamos en buen chileno “pasa piola” y se agradece.

Algo que nos gusta en este smartphone es que se siente muy cómodo, no pesa y no se siente muy grande, ello gracias a su grosor que no supera los 7,4 milímetros, llegando a un peso de 156 gramos. Nuevamente encontramos un sensor de huella en el borde derecho (en el lateral derecho) y que es apenas una franja, pero que funciona de forma excepcional  y al cual uno se acostumbra en apenas unas horas, logrando una muy buena integración.

Algo que también tiene directa relación con el diseño es que este dispositivo cuenta con certificación IP65/68 contra polvo y agua, esto lleva a que en la lateral izquierda encontremos la tapa para insertar la SIM Card y la MicroSD respectivamente y en cierta forma – aunque se vea muy anticuado- es muy cómodo que sea una tapa, ya que elimina esa necesidad que tengo aveces de llevar conmigo el pin para extraer la bandeja SIM, que en este caso es sólo para la SIM, pues la microSD va en un lugar independiente, en palabras simples no es una doble bandeja, como es el caso de otros dispositivos.

Pantalla

En el Xperia XZ1 nos encontramos con una pantalla de 5,2 pulgadas ISP con resolución Full HD y con las capas de personalización del fabricante que entregan una muy buena experiencia, sin llegar a ser molestosas como en otros casos.

En exteriores la pantalla se comporta excelente, ello gracias a sus buenos niveles de brillo, sin embargo se presenta un pequeño problema cuando hablamos de la noche, pues el ajuste de brillo automático para condiciones de poca luz me jugó un par de malas pasadas, en ocasiones siendo muy bajo y en otras muy fuerte, algo que tuve que solucionar de forma manual.

En relación a los nits debemos decir que son los suficientes, este teléfono cuenta con un muy buen nivel de contraste y colores, que siempre se pueden ajustar a gusto del consumidor, de igual forma que la temperatura del blanco. Otro aspecto positivo de la pantalla son sus buenos ángulos de visión, sin embargo dependiendo de los grados de inclinación en algunas oportunidades podremos advertir que el blanco se transforma en un gris o verde, cosas que tienen a suceder con las oantallas Amoled.

Nos enfrentamos a una pantalla que tiene una excelente sensibilidad y responde muy rápido a las órdenes que le damos, por lo que le ponemos cinco estrellas a la pantalla.

Rendimiento y software 

El Xperia XZ1 incorpora el último SoC de Qualcomm, Snapdragon 8354 GB de RAM, estamos hablando de una combinación no muy potente, pero cuya experiencia no nos ha dado dolores de cabeza, se puede trabajar muy bien con varias App ejecutadas al unisono y el despliegue de multitareas nunca nos llevó la tan temido lag, tiritones o esa sensación tan desagradable cuando el teléfono se queda pegado en el medio de la caza diaria de Pókemon Go; y ya que estamos hablando de juegos, pues en materia de gráfica Adreno 540 no decepciona, haciendo aún más agradable la experiencia de usuario.

Lo que si no nos gustó mucho es el tema de la disipación del calor, el Xperia XZ1 tiende a calentarse bastante cuando se le exige mucho al equipo y más aún en jornadas calurosas, No se trata de una sensación como de que se va a derretir el teléfono, pero si es incómodo por ejemplo cuando debes contestar una llamada telefónica, recomiendo en ese caso usar el alta voz o el manos libres.

En cuanto al software este smartphone viene ya con Android Oreo y con ello todas las novedades de este nuevo sistema operativo y pese a contar con capas de personalización de fábrica, el motor de este teléfono responde a la perfección, con ausencia de lag y trastabillones, lo que es muy grato de destacar, ya que lo usual es que con estas características el dispositivo se exija más de la cuenta y comiencen los problemas, esto no pasa con el XZ1 gracias a su Snapdragon 835 y sus 4 gigas de RAM.
Lo que vemos es que nos enfrentamos a un dispositivo con un software limpio en cuanto a utilización de recursos y ejecución.

Cámara

Lo primero que extrañamos es la doble cámara Sony sigue restándose a la la tendencia en el mercado, algo que le podría jugar en contra a la marca nipona, puesto que el consumidor promedio lo que busca hoy es un teléfono con la última tecnología  y sin duda la doble cámara hoy es la guinda de la torta.

En el Sony Xperia XZ1 nos encontramos con un sensor Exmor RS de 19 megapíxeles con lente G de f/2.0 y  gran angular de 25 milímetros para la cámara trasera, y  13 megapíxeles para la cámara frontal con objetivo gran angular de 22 milímetros.

La app de fotografía es simple, buena interfaz  y navegación con la que solo basta deslizar el dedo en la pantalla para cambiar de modo, donde encontramos claramente más opciones en el modo manual, mucho más entretenido para usuarios que gustan de jugar un poco más cuando se trata de una imagen.

Cuesta un poco acostumbrarse a la interfaz de disparo, es algo que creo puede mejorarse, hay opciones que me gustarían estuvieran más a mano, como el HDR o la opción para suavizar la piel, que suelen estar junto al flash, en este caso quedan escondidas en el menú de ajustes de la App.

Hay que señalar que con buenas condiciones de luz la cámara cumple, mostrando colores vivos, realistas y excelente balance de blancos; hay que sumar a lo anterior el rastreo de objetos para el enfoque. Las ráfagas se logran muy bien y mantienen su  calidad en macro, al igual que en otros encuadres y disparos.

Los problemas con la cámara de este dispositivo aparecen en condiciones con poca luz, es aquí donde el ruido hace su aparición, sin embargo ayuda mucho tener el modo manual, ya que se puede jugar un poco para mejorar la foto en estas condiciones.  Podemos ajustar velocidad de obturación, ISO, balance de blanco, exposición y enfoque, con ello los más entendidos en fotografía pueden lograr mejores capturas en condiciones de poca luz.
En cuanto a la captura predictiva debo señalar que funciona muy bien en ambas cámaras (principal y frontal). En cuanto a la captura en 3D hay que decir que el obyener una buena captura depende mucho del entorno y de mantener la estabilidad.

La cámara frontal para selfies se comporta a nuestro juicio, muy bien, es muy precisa y en captura predictiva detecta una sonrisa y responde de buena forma, obteniendo resultados sorprendentes. En esta cámara también tenemos la opción manual pero un poco más recortada, podemos ajustar la exposición y el balance de blancos.

Autonomía

El Xperia XZ1 cuenta con una batería de 2.700 mAh, en la práctica esto significa que podemos disfrutar de más de medio día de batería con uso intensivo del dispositivo, y con uso intensivo me refiero a muchas fotos, redes sociales, reproducción multimedia de vídeo y audio y conexión de datos. Ahora si hacemos un uso menos exigente se puede lograr una autonomía cercana a las 17 horas.

En cuanto al tiempo de carga de 0 a 100 es de dos horas y el cargador que viene por defecto no soporta Quick Charge, ahora con un cargador de carga rápida podemos llegar al 50% en media hora aproximadamente.

 

Sonido

En este apartado el usuario puede ajustar el dispositivo a su antojo, ya que el menú del Xperia XZ1 cuenta con muchas opciones, donde encontramos el típico ecualizador, hasta opciones más avanzadas que los fanáticos de la música agradecemos al fabricante.

Ya sea que el usuario configure a su antojo las opciones de audio o las deje de fábrica, la experiencia siempre con los dispositivos Sony siempre es excelente. Nos encontramos con altavoces estéreo (dos) y con calidad incluso a máximo volumen.

 

SONY XPERIA XZ1
Pantalla IPS de 5,2 pulgadas FullHD con Gorilla Glass 5
Resolución 1.920 x 1.080 píxeles (uno 424 pop), HDR
Procesador Snapdragon 835
Núcleos 4 x 2.35 GHz Kryo y 4 x 1.9 GHz Kryo
RAM 4GB
Almacenamiento 64GB + micro SD de hasta 256GB
Software Android 8.0 Oreo + capa de personalización
Cámara trasera Sensor de 19 megapíxeles de 1/2,3 pulgadas
enfoque predictivo, vídeo 960 fps, 4K Cámara frontal: 13MP 1/3.06″
Cámara frontal Sensor 13 megapíxeles de 1/3,06 pulgadas
Conectividad Wifi 802.11 a/b/g/n/ac, LTE Cat. 16, Bluetooth 5.0
Sensor de huellas, USB 3.1 tipo-C, NFC
Batería 2.700 mAh, Quick Charge 3.0
Dimensiones y peso 148 x 73 x 7,4 milímetros, 156 gramos
Otros NanoSIM, microSD, Hi-Res Audio, certificación IP65/68, 3D Creator

 

¿Qué me pareció?

Un equipo que, pese a mantener las líneas en diseño, es un dispositivo que responde a las exigencias, salvo pequeñas cosas como la disipación de la temperatura y la ausencia de doble cámara, el resto sigue siendo un muy buen teléfono, claro no lo recomiendo para personas full gamer, pero si cumple a las exigencias del día a día, muy buena cámara, si tomar la precaución de tener consigo el cargador por el tema de la autonomía. Buena calidad de pantalla, sonido excelente, sin duda es un equipo que no los decepcionará.